10/31/2011

Seminci, cine esencial más allá de las fronteras

Teatro Calderon. Photo by Balka reporter

Crisis, qué crisis? Como el título de la canción de Pink Floyd, a algo así sonaba la 56 edición de la Semana Internacional de Cine de Valladolid, que este año soportó un bajón importante en su presupuesto debido a la situación económica que vive el país en general. Lo cierto es que si una cosa tiene este evento cinematográfico son las buenas películas que allí se exhiben, lo de menos son las galas de inauguración o de clausura, y los premios, lo importante para los ‘pucelanos’ es el cine que durante una semana tienen el privilegio de visualizar, la mayoría de las salas en las que se proyectan los films están llenas en cada una de las sesiones.


Cartel de la Seminci 2011. Autor:

IÑAKI FERNÁNDEZ ITURMENDI



Buen cine, buena gastronomía, buen ambiente en la ciudad que, a pesar del frío otoñal, disfruta de todo lo que tiene sabor de historias narradas desde la cámara, con los diferentes puntos de vista y la creatividad de directores noveles de otros países, más allá de nuestras fronteras. La Seminci siempre ha sido un festival que se ha distinguido por descubrir autores con mucho talento, frescos, ajenos a la amalgama comercial de otros reflejos cinematográficos más enjoyados. Yo prefiero las historias liquidas, sin sortijas. Este festival es mucho más sencillo, más trasparente, mucho más esencial…
-Balka Reporter para el Globalista Reporter (G.R.)


The Guard. Mejor Actor: John Michael McDonagh
Las películas y los premios de la Seminci 2011 
Espiga de Oro Largometraje: Hasta la vista, Geoffrey Enthoven; Bélgica (2011) Espiga de Plata: Las nieves del Kilimajaro, Robert Guédigian; Francia (2010) Premio especial del Jurado: Circunstancia, Maryam Keshavararz; EEUU, Irán, Líbano, Francia (2011) Premio Mejor Actor: El Guardia, John Michael McDonagh; Irlanda, Reino Unido (2010) Premio Mejor Actriz: Under The Hawthorne Tree, Zhang Yimou; China (2010)