4/28/2009

Paul Theroux: "dos consejos para escribir: lee mucho y lárgate de tu casa"

'La costa de los mosquitos' y 'El gran bazar del ferrocarril', monumento vivo de la prosa de viajes. Paul Theroux es entrevistado por el autor peruano de 'Abril rojo', Santiago Roncagliolo, uno de los grandes valores de las letras latinoamericanas, en el diario El País.


Paul Theroux (Medford, Massachusetts, 1941) no cree tener nada relevante que decir sobre nada. No se considera bueno para hablar. Según él, un escritor de viajes debe saber escuchar.
(...) Ha atravesado América desde Boston hasta la Patagonia y Eurasia desde Londres hasta Tokio (dos veces). Ha escrito sobre la India, y más o menos, sobre cualquier otro lugar. Pero hay un lugar que no le cabe en la cabeza: su propio país, Estados Unidos.
"Gran parte de nuestra política exterior ha sido una gigantesca pérdida de tiempo. La guerra de Vietnam, por ejemplo. Murieron dos millones de vietnamitas y casi 100.000 americanos. ¿Para qué? Hoy en día, en algunos sentidos, Vietnam es un país muy capitalista".
Sobre Obama:
"Me gusta Obama, pero no tanto como esperaba. Buena parte de su equipo representa más de lo mismo. Larry Summers siempre ha ido a por la pasta, sin más. Emmanuel Rahm es un socio del Estado de Israel. Y Hilary Clinton es la derecha pura y dura"
Consejos para escribir:
“Viajar es crucial para escribir. Siempre doy dos: lee mucho y lárgate de tu casa"
Decidió que si no podía inventar una historia, viviría una. Le anunció a su esposa que pasaría seis meses fuera (ahora, claro, ella es su ex esposa). Y se subió a todos los trenes que hicieron falta para ir de Londres a Tokio y luego contarlo. El gran bazar del ferrocarril se convirtió en su primer gran éxito, y marcó su medio de transporte favorito.
“Prefiero los trenes porque en ellos puedes hablar con la gente. Cuando viajo, no me interesan los edificios y los monumentos. Lo que busco es la arquitectura humana.
Sobre la amistad:
“Yo quería escribir sobre la amistad. Hay muchos libros sobre el amor o la paternidad, pero hay muy pocos sobre la amistad. Y sin embargo, se trata de un sentimiento más intenso, porque es definitivo: puedes volver a relacionarte con tus ex novias, pero cuando pierdes un amigo, lo pierdes para siempre"
Narrar las relaciones:
“Es mucho más difícil. El libro removió muchas cosas en mi interior. A veces me descubría llorando mientras escribía. A mi edad, muchos escritores escriben sus autobiografías. Pero yo no haré eso. A lo mejor escribo una novela autobiográfica, pero nada más. Lo mío es viajar"
En el año 2006, Theroux repitió la ruta de Londres a Tokio. Quería volver a tomar todos los trenes, visitar las estaciones, incluso buscar a las mismas personas que había encontrado 34 años antes, para saber qué seguía igual y qué no. Muchas cosas sólo se habían mudado de lugar. La guerra, por ejemplo, se había trasladado de Vietnam a Afganistán. Pero algo sí había cambiado por completo: él mismo.
“Cuando envejeces, te vuelves invisible. Nadie se te acerca, nadie te habla, nadie trata de venderte nada. Y eso es perfecto para un escritor de viajes. Te permite observar sin interferencias”
“El turismo se hace para pasarlo bien. Los viajes de verdad se hacen para pasarlo mal. Un viaje pone a prueba tu ingenio, tu fuerza y tu capacidad de supervivencia"
(...)Pasé en Bostón mi infancia en una familia muy numerosa. Por eso soñaba con viajar. En medio de esa tribu, echaba de menos un espacio personal. Mi madre aún vive ahí. Acabo de visitarla por su cumpleaños. Tiene 98 años. Mi padre murió a los 86"
(Fuente: ElPaís.com)

No hay comentarios: